10/06/2015

Brasil. Una madre es condenada a 14 años de prisión por torturar a su hijo

Chico de 13 años relató sapatadas, falta de alimentación, torta llena de hormigas, tapas y agresiones psicológicas.

El Tribunal de Justicia de Sao Paulo (TJ-SP) decidió aumentar la pena de una mujer que torturo a su hijo, a 14 años de pena privativa de la libertad en régimen cerrado. El caso llegó a la Segunda Sala Penal Especial de la Corte después de la demanda, alegando insuficiencia de pruebas, el Ministerio Público, que solicitó una pena mayor, apeló la sentencia de primera instancia que preveía una pena de tres años.

De acuerdo con la víctima, un chico de 13 años, dijo que agresiones psicológicas y físicas se volvieron constantes desde la separación de los padres, cuando tenía 6 años. "Relato que siempre tuvo problemas para relacionarse con la madre, debido a que ella no tuvo afecto por él. Narró que ella lo golpeaba mucho cuando no hacía las cosas como ella quería que las hiciese.

En una de las ocasiones, según el relato del adolescente, una vez lo obligó a comer una torta llena de hormigas, y le golpeó la cabeza con su zapato. El niño logro escapar y fué a una estación de policía, dónde llegó sangrando y con la ropa en mal estado, oliendo mal, usando el cabello y las uñas largas, usando varias ropas a pesar del calor, según el testimonio de la policía que lo atendió.

La acusación también relata que la madre del niño lo dejaba en casa encerrado, y trancaba la puerta, sin dejarle alimento. El portero del edificio dijo que la madre trabajaba de noche, y que lo dejaba encerrado. También declaró que algunas veces lo encontraba en las escaleras del edificio llorando.

La ex pareja de la acusada negó que la madre haya actuado de mala fe, dijo que la madre tenía al niño encerrado por temor a que se escapara. Otro testigo de la defensa dijo que en la fecha que conoció a la víctima no encontró marcas de agresión ni moretones.

La relatora del proceso señaló que en los casos de tortura, intencionales, practicados en la clandestinidad, la palabra de la víctima asume especial relevancia en el esclarecimiento de los hechos y en la identificación del autor, y en concordancia con los demás elementos probatorios, no se detectó interés en perjudicarla gratuitamente o falsamente.

En conjunto con el examen oral, el informe del examen forense, testificó que la víctima sufrió "lesiones de naturaleza leve" y las fotografías mostraron las lesiones sufridas por el menor.

Para fijar una nueva pena, la jueza de se baso en la comprensión de la Corte Superior de Justicia, publicado por el ministro Jorge Mussi en el 2012: "establece que "para la caracterización de la continuidad delictiva es esencial llenar de forma objetiva los requisitos de orden, es decir las ondiciones de tiempo, lugar y forma de ejecución.
De ese modo, la relatora consideró que las características reveladas por el modo de acción de la acusada en la comisión de seis delitos de tortura, configurada la figura de repetición. Aplicó la norma, que establece que: "Los delitos de tortura fueron cometidos seis veces, las reprimendas son aplicados de forma acumulativa por un total de 14 años de prisión", concluyó.

Traducción libre del Equipo de Incidencia.

Fuente Estadao "Mae é condenada a 14 anos de prisao por torturar filho": http://politica.estadao.com.br/blogs/fausto-macedo/mae-condenada-a-14-anos-de-prisao-por-torturar-filho/

No hay comentarios:

Publicar un comentario