4/15/2015

Ariel Dulitzky: “Las comisiones de la verdad son importantes para esclarecer qué pasó”


Lo aseguró Ariel Dulitzky, que dirige la Clínica de Derechos Humanos de la Universidad de Texas. Para el abogado argentino, este tipo de comisiones son fundamentales para “reestablecer la verdad histórica”. Y aclaró que “no reemplazan a la justicia".
El argentino Ariel Dulitzky es director de la Clínica de Derechos Humanos de la Universidad de Texas, en Estados Unidos, y un reconocido experto en la materia avalado por una larga trayectoria en distintos organismos. En diálogo con Infojus Noticias habló, desde su despacho en Austin, sobre la importancia de las Comisiones de la Verdad, el antecedente sentado por la Comisión Nacional sobre la Desaparición de Personas (CONADEP) y la propuesta incluida en el Memorándum de Entendimiento con Irán.
“Las Comisiones de la Verdad son sumamente importantes y en general se han utilizado para procesos de transición a la democracia, salidas de conflictos armados, de guerras civiles”, enumeró Dulitzky. Y agregó que el ejemplo más típico es la CONADEP en Argentina: este modelo “sirvió para desarrollarse en muchísimos países del mundo en distintos contextos”.
No hay un solo modelo de Comisión de Verdad como no hay un solo actor, conflicto o solución. Hay modalidades que van desde investigaciones “muy limitadas a un hecho determinado” hasta otras que pueden “otorgar perdones o amnistías” y las que implican “investigar todo tipo de violaciones a derechos humanos”, explicó Dulitzky. Los casos que se dieron en Perú, Guatemala, Sudáfrica, y El Salvador son algunos de ellos.
“Por ejemplo, la CONADEP no investigó toda la dictadura militar, sino un aspecto puntual”, explica Dulitzky sobre el caso argentino. Mientras que la comisión de la verdad de Sudáfrica fue para todo el apartheid. “Incluso para aquellos que daban confesiones sobre algunas de las violaciones que habían cometido durante el apartheid, la Comisión podía otorgarles amnistía”, distinguió Dulitzky. Algunas de las comisiones fueron creadas por el Estado, otras por particulares y en otras oportunidades por organismos como Naciones Unidas, “que son más comisiones de investigación y no necesariamente llamadas Comisiones de la Verdad”, detalló Dulitzky.
“Lo que es importante es que la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) en muchísimos casos ha dicho que las Comisiones de la Verdad son muy importantes para esclarecer lo que pasó, reestablecer la verdad histórica, pero que no reemplazan a la justicia y nunca pueden reemplazarla. Son dos procesos paralelos. Uno es verdad y el otro es justicia. Y que nunca puede ser una comisión de la verdad utilizada para reemplazar a la justicia”.
En el caso del memorándum, la Comisión de la Verdad propone que haya dos miembros nombrados por Argentina y otros dos por Irán. Entre los cuatro se ponen de acuerdo en la designación de un quinto miembro, internacional.  “Esto es una modalidad que no es nueva y que permite esta composición que es mixta. Que lo que hace muchas veces es garantizar cierta independencia, cierta imparcialidad, darle mayor legitimidad, porque no es solamente un sector del Estado el que la integra, por ejemplo”, agregó. “Una de las particularidades que tiene el acuerdo con Irán es que crea una Comisión donde habría un acuerdo entre dos Estados”, dijo Dulitzky.
Y resaltó la necesidad de que las Comisiones de la Verdad, cuando tienen claras facultades de investigación, puedan acceder a todos los documentos que se necesitan, que accedan a la posibilidad de interrogar todos los testigos, víctimas. “Que tengan la posibilidad de digitar todos los lugares que crean importantes, que tengan un presupuesto que les permita funcionar adecuadamente y que puedan nombrar el personal que sean y estén bajo absoluto control de los miembros de la comisión”. Dulitzky subrayó que estos son algunos de los elementos esenciales para los resultados de una comisión de la verdad junto con la protección a testigos que vayan a comparecer. “Todos estos son elementos que hacen que sea más o menos exitosa una comisión de la verdad. Tenemos ejemplos de todo tipo”, detalló.
Sobre el final, Dultizky arriesgó una reflexión, “las Comisiones de la Verdad no solo sirven para conocer la verdad, sino para hacer recomendaciones para que hechos así no se vuelva a repetir en el futuro. En este sentido es muy importante entender cuáles fueron las causas sobre un atentado terrorista, por ejemplo como funcionaron los servicios de inteligencia previos al atentado para ver si estaban en capacidad de predecir la posibilidad de un atentado terrorista, o incluso si estaban involucrados. Es muy importante lo previo para poder adoptar políticas públicas posteriores a partir de las recomendaciones que pueda hacer la Comisión por la Verdad”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario